Saltar al contenido
Fármacos Online

Cloxacilina: qué es, para qué sirve y cuándo aplicarla?

Cloxacilina
Cloxacilina: qué es, para qué sirve y cuándo aplicarla?
5 (100%) 1 vote

Cloxacilina es el nombre que recibe un tipo de penicilina perteneciente a la familia de los antibióticos y que es utilizada para la cura, el tratamiento y la detención de una gama muy amplia de infecciones bacterianas.

En este artículo explicamos qué es cloxacilina y cuáles son sus aplicaciones principales, sus posibles efectos secundarios y contraindicaciones, las dosis recomendadas y su relación con otros fármacos similares.

¿Qué es cloxacilina y cuándo se aplica?

Definir cloxacilina implica hablar de un fármaco del grupo de las penicilinas que cuenta con la propiedad de ser resistente al efecto de la penicilinasa, una enzima producida por estafilococos y otras bacterias que acaba por destruir las penicilinas, anulando la eficacia propia de estos antibióticos a la hora de erradicar las infecciones.

Este antibiótico no está indicado para combatir enfermedades asociadas a infecciones virales, como puedan ser la gripe o los resfriados comunes, por lo que en ningún caso se deben tomar para tratar tales afecciones.

medicamento cloxacilina

¿Para qué sirve?

Las principales indicaciones de cloxacilina son:

  • Infección sistémica o localizada causada por estafilococos resistentes a la penicilina: sinusitis, septicemia, otitis, heridas y quemaduras infectadas, forunculosis, mastitis, celulitis, piomiositis, artritis séptica, osteomielitis, sepsis, osteítis, empiema pleural, endocarditis, absceso pulmonar y meningitis

¿Cómo se aplica cloxacilina? Dosis recomendada y precio aproximado

Cloxacilina se suele presentar en cápsulas de 500 mg o 1 g (sal sódica), en polvo para inyección de 500 mg (como sal sódica) en viales y en polvo para líquido oral de 125 mg (como sal sódica)/5ml.

La dosis recomendada de cloxacilina es:

  • Dosis oral habitual en adultos: de 500 mg a 1 g cada 6 horas por un período que oscila entre los 7 y los 14 días
  • Dosis oral o parenteral habitual en niños: de 6,25 a 12,5 mg por cada kg de peso cada 6 horas por un período que oscila entre los 7 y los 14 días

Es importante contemplar la posibilidad de que las personas con problemas renales puedan precisar dosis menores.

Por vía oral, cloxacilina se debe tomar con el estómago vacío, en torno a una hora antes o dos horas después de las comidas. Las cápsulas y el jarabe es conveniente que se acompañen con un vaso de agua. Existen también formas de administración parenterales de este antibiótico, es decir, intravenosas e intramusculares.

Será el médico o farmacéutico quien ajuste la correcta dosis a la patología a tratar, al mismo tiempo que establezca la frecuencia entre tomas. Al tratarse de un antibiótico, resulta fundamental que se tome a las horas indicadas y sin olvidar ni perder ninguna dosis, dado que su toma irregular podría dar lugar a que la bacteria se volviera inmune a cloxacilina, perdiendo su efectividad y precisando más tiempo para poder acabar con la infección.

En principio la toma de cloxacilina no debería interferir en la capacidad para conducir vehículos u operar con maquinaria peligrosa. No obstante, si el paciente nota cualquier síntoma susceptible de interferir en esta capacidad o en la necesaria para desarrollar cuantas actividades exijan que se permanezca en estado de alerta, lo mejor será suspender tales actividades hasta que la situación sea valorada por el médico o el tratamiento finalice.

El precio aproximado de cloxacilina es de 4€ la caja de 20 cápsulas de 500mg.

Efectos secundarios y contraindicaciones

Cloxacilina, como cualquier otro fármaco, puede producir efectos secundarios y está sometida a una serie de contraindicaciones, que han de ser previstas antes de comenzar el tratamiento.

Efectos secundarios de cloxacilina:

El tratamiento con este fármaco deberá ser interrumpido ante la aparición de alguno de los siguientes síntomas:

  • Rash cutáneo
  • Prurito
  • Nefritis intersticial
  • Urticaria
  • Náuseas
  • Vómitos
  • Diarrea

Por vía intravenosa y a dosis elevadas:

  • Convulsiones
  • Toxicidad en sistema nervioso central (SNC), sobre todo en pacientes con fallo renal
  • Candidiasis oral
  • Flebitis

Contraindicaciones de cloxacilina:

  • Hipersensibilidad a los beta-lactámicos
  • Neonatos con ictericia

Interacciones de cloxacilina:

  • Con antibióticos bacteriostáticos: antagonismo
  • Por probenecid: secreción tubular renal disminuida
  • Con anticonceptivos orales: aumento de las posibilidades de concepción
  • Con hidrolizado de proteínas, aminoácidos, susp. de lípidos, sangre o suero: incompatibilidad
  • En laboratorio: falso aumento de AST. Interfiere en la determinación de glucosa en orina con test de Coombs, sulfato de cobre y test para la determinación de proteínas en orina y plasma

Precauciones con cloxacilina:

  • El tratamiento con este antibiótico no debe ser suspendido bajo ninguna circunstancia sin que lo indique el médico, con independencia de que el paciente experimente mejora en la infección, dado que tal comportamiento es susceptible de acarrear una pronto recaída
  • Mujeres que toman anticonceptivos con estrógenos: este antibiótico puede aumentar sus posibilidades de embarazo, por lo que se recomienda adoptar medidas anticonceptivas adicionales durante el tratamiento con el mismo
  • Mujeres embarazadas: este antibiótico solo puede ser tomado por mujeres que se encuentren en estado de gestación si los potenciales beneficios para la madre superaran a los potenciales riesgos para el feto
  • Mujeres en período de lactancia: este antibiótico se elimina a través de la leche materna. Por esta razón, puede acarrear reacciones adversas para el bebé como alergias, diarrea, erupciones cutáneas o infecciones por hongos en boca o alrededor del ano, de modo que únicamente se administrará a las madres lactantes si los beneficios para la misma son superiores a los eventuales riesgos para el bebé. En este último caso, será el médico quien valore la conveniencia de la interrupción de la lactancia materna

Otros fármacos relacionados:

Video sobre la clasificación de los antimicrobianos:

Referencias y fuentes: