Saltar al contenido
Fármacos Online

Intoxicaciones

Las intoxicaciones consisten en reacciones fisiológicas que tanto pueden estar causadas por un veneno, como la por la acción de una sustancia tóxica o en mal estado. El tóxico se puede introducir en el organismo por vía oral (tragado), a través de los pulmones (inhalado) o a través de la piel (tocado).

intoxicaciones

Los medicamentos utilizados en casos de intoxicación van a estar relacionados con la causa de la misma, pues nada tiene que ver el tratamiento de una intoxicación alimentaria, con el de otra causada por un veneno o por sobredosis de fármacos.

Las intoxicaciones ocurren con frecuencia por:

  • Ingesta de una dosis de medicina mayor de la recetada
  • Inhalación o trago de químicos caseros o de otros tipos de productos químicos
  • Absorción de químicos a través de la piel
  • Inhalación de gas, como el monóxido de carbono

Los síntomas más evidentes de una intoxicación son:

  • Pupilas muy dilatadas o demasiado pequeñas
  • Respiración rápida o muy lenta
  • Latidos cardíacos acelerados o muy lentos
  • Dolor de estómago, náuseas, diarrea o vómitos
  • Estado de confusión
  • Hiperactividad o somnolencia
  • Aliento con olor a químicos
  • Dificultad a la hora de orinar
  • Inadecuada articulación del lenguaje
  • Enrojecimiento o quemaduras en labios y boca como consecuencia de haber ingerido tóxicos (veneno)
  • Pérdida de visión
  • Sangrado espontáneo
  • Dolor de cabeza
  • Dolor en el pecho
  • Pérdida de control sobre los esfínteres
  • Quemaduras o manchas por químicos sobre la propia persona, el área que la rodea o su ropa
  • Frascos de pastillas vacíos o pastillas diseminadas por distintos lugares

¿Para qué sirven?

Los medicamentos para casos de intoxicación servirán para que el organismo elimine la sustancia tóxica que la causó, devolviéndole al estado de salud en el que se encontraba antes de sufrirla.

¿Cuándo aplicarlos?

Al detectar una intoxicación, resulta fundamental pedir ayuda médica de emergencia. Serán los servicios médicos quienes decidan el concreto protocolo a seguir con el paciente en cuestión.

NO se debe:

  • Administrar nada por vía oral a una persona intoxicada y mucho menos si se encuentra en estado de inconsciencia
  • Inducir al vómito, salvo que así lo indique el personal del Centro de Toxicología
  • Intentar neutralizar el tóxico con zumo de limón, vinagre o sustancias similares, a menos que así lo indique el personal del Centro de Toxicología
  • Utilizar ningún tipo de remedio casero o antídoto
  • Esperar a la aparición de síntomas en el caso de que se sospeche que una persona se ha intoxicado